top of page
astrotelescopios.com

Fenómenos astronómicos que se producirán en junio de 2023

Aunque en España junio posee las noches más cortas del año, no por ello dejarán de ser entretenidas para cualquier observador. Varios planetas serán visibles y nos sorprenderán con alguna conjunción.

El primer mes del verano meteorológico de 2023 comenzará con noches muy luminosas. El plenilunio tendrá lugar el día 4 de junio por lo que cabe esperar que la luna sea muy visible desde el primer día y se presente parcialmente iluminada durante la segunda semana del mes, cuando será más recomendable su observación si disponemos de telescopio o prismáticos. Esto es debido a que se pueden observar detalles de su superficie con mucha más facilidad en la franja que separa la zona iluminada de la oscura, tales como los bordes de los cráteres y otras elevaciones de su superficie.


La Luna por telescopio refractor de 12mm, ocular de 20 mm y zoom digital.


La Luna por telescopio refractor de 70mm con ocular de 12 mm.

Además, no estará sola. Júpiter y Saturno, serán visibles estas noches. Saturno será el menos brillante de los dos, especialmente por estar situado a mayor distancia de la Tierra, pero también será especialmente fotogénico si contamos con un pequeño telescopio, puesto que sus anillos son perfectamente visibles. Saturno estará en conjunción con la Luna los días 9 y 10, donde serán ambos visibles justo antes de la salida del Sol hacia el sur.

Júpiter, por otro lado, será visible hacia el este antes del amanecer. Este planeta tiene la peculiaridad de ser especialmente brillante visto desde la Tierra, sólo superado en brillo por Venus. Esto es debido a su gran tamaño y, en comparación con los otros 3 gigantes gaseosos, también a su mayor cercanía.


Júpiter y sus lunas son visibles aquí con un pequeño telescopio refractor de 70mm

Con unos prismáticos podremos observar sus satélites galileanos: Ío, Europa, Ganímedes y Calixto y si además contamos con un telescopio, sus bandas, que no son más que corrientes en chorro con distintas capas de nubes y su gran Mancha Roja, un vórtice que lleva como mínimo varios siglos activo. El día 14 será visible en conjunción con la Luna.

Conjunción de Venus y Marte con la Luna

Pasado el solsticio de verano podremos ver a la Luna en compañía aparente de otros planetas, esta vez rocosos. Serán Venus y Marte y estarán en conjunción con la Luna durante el anochecer del 21 de junio. El primero es inconfundible, ya que es aún más luminoso que Júpiter debido a su proximidad, además, si contamos con un pequeño telescopio podremos observar que tiene fases, como la Luna, distinguiéndose una cara iluminada por el Sol y otra oscura. Marte, en cambio, es más tenue y se distingue también por un caraterístico brillo rojizo que le hace destacar levemente frente a Venus y el fondo de estrellas.

Venus y la Luna observables sin la ayuda de telescopio.

Las mejores noches de observación, a mediados de mes

Si lo que queremos es ir más allá y aprovechar la noche para realizar una observación astronómica más exigente, los mejores momentos los tendremos al principio de la segunda quincena. Estos días estarán próximos a la Luna Nueva, que tendrá lugar el día 18 y contarán con una oscuridad nocturna significativa, algo ideal para observar objetos de cielo profundo cuyo brillo es mucho menor y requieren de un cielo con poca contaminación lumínica. No debemos olvidar que para ello también tendremos que “escapar” del entorno de las ciudades y su contaminación lumínica artificial.

Recomendaciones de telescopios

Existen muchos telescopios en internet y tiendas de todo el país, pero para comprar uno lo que realmente debes saber son 3 parámetros importantes: apertura, distancia focal y la montura.

La apertura es el diámetro de la lente o espejo del telescopio, cuanto más grande sea ese diámetro mejor y más lejos podrás ver con tu telescopio.

La distancia focal es la capacidad para captar luz y proporcionar aumentos, cuanto más grande sea la distancia focal más aumentos obtendrás con el telescopio sin la necesidad de utilizar accesorios secundarios como es el caso de las lentes Barlow.

La montura la tienes de varios tipos, la altacimutal, normalmente clasificada con las iniciales AZ, es la clásica montura para principiantes que funciona como un trípode fotográfico, es decir, se puede mover el telescopio en todas las direcciones. Parece práctica, pero no es la mejor opción.

La montura ecuatorial, clasificada con las iniciales EQ, tiene la ventaja de compensar la rotación de la Tierra y realizar un seguimiento preciso y ajustado de los objetos en el cielo.

Por último tienes la opción de las monturas con sistema de posicionamiento automático, clasificadas con las iniciales GoTo, estás pueden ser altacimutales o ecuatoriales, proporcionan mucha comodidad ya que podrás elegir un objeto en el cielo y dar las instrucciones para que la montura posicione el telescopio hacia el objetivo de forma automática.

En la tienda de astrotelescopios.com encontrarás el telescopio que mejor se adapta a tus necesidades. Contacta con un profesional si tienes dudas.

2 visualizaciones0 comentarios
bottom of page