top of page
astrotelescopios.com

Rayos gamma y la energía para destruir la Tierra

Cuando un agujero negro se traga una estrella, el rayo de gas que se forma en la parte superior son los llamados gamma. Son tan potentes que en solo un milisegundo puede liberar toda la energía que produce una estrella en miles de millones de años.

También se dan a partir de colosales choques entre estrellas de neutrones, así como las supernovas que no son más que explosiones estelares.

Su fuerza es en extremo violenta debido a que proviene de los agujeros negros, una explosión de supernova, colisiones, entre otras fuentes de energía. Son las explosiones más potentes del universo por lo que podrían acabar con la vida en la Tierra.

Las fuentes de rayos gamma que se encuentran en el universo se estudian solo con el telescopio espacial que detalla un mapa de estas. No llegan a la superficie del planeta, debido a que las capas de la atmosfera nos protegen de estos rayos.

Amenaza por rayos gamma

Generalmente este tipo de eventos se dan en lugares muy lejanos de esta galaxia. No obstante hay evidencia de que si ocurriese cerca de nuestro sistema solar y choca contra la atmosfera de la Tierra, puede destruir la capa de ozono que nos protege de los rayos ultra violeta.

Esto según la investigación hecha por la oficina de Biología Evolutiva y Exobiología de la NASA, los rayos UV pueden romper las moléculas de O2 y de ozono que se encuentra a nivel del suelo haciéndolo una amenaza biológica con el paso del tiempo.

Aunque podría ocurrir en cualquier parte de la Tierra, el experimento se realizó en el polo sur, ya que cuando la radiación entra por uno de los polos se queda allí y no se expande.

En esta prueba se detectó que la cantidad de ozono que queda en la superficie después de un brote de rayos gamma no es lo suficientemente alta para dañar el oxígeno en la tierra.

El riesgo de perder la capa de ozono por una radiación de rayos gamma es muy remoto, ya que se dan una vez cada 100000 a un millón de años.

Sucesos

Existe una estrella descubierta en 1998 que tiene por denominación WR104, que según los astrónomos del observatorio Keck en Hawái puede tener una explosión cósmica. Aun a sus 8000 años luz de distancia afectaría a la Tierra en cuanto a la emisión de rayos gamma.

Estos rayos pueden ser propensos a producir cáncer en el ADN, específicamente en las células vivas. También pueden destruir una buena porción de la capa de ozono.

Científicos han señalado que si esto ocurre no sería ni la primera ni la última vez, pero que aun así la vida volvería a evolucionar como lo ha hecho anteriormente.

Actualmente existen muchos agujeros negros en el espacio y al menos 14 han sido detectados como los más cercanos al sistema solar. Se piensa que cada galaxia tiene un agujero negro en su centro y de allí se generan los tan amenazantes rayos gamma.

Se encuentran lo suficientemente lejos como para que sus estallidos no absorban ningún planeta del sistema solar, pero su radiación gamma si puede afectar la vida en la Tierra.

Al más cercano se le envió una señal de radio desde las Agencia Espacial Europea en Madrid que tardará en llegar unos 3500 años. Este mensaje se convertirá en la radiación de Hawking, nombrada así en honor al gran científico ya fallecido.

Aunque saber que existen muchas fuentes de rayos gamma en el espacio puede ser aterrador, también es una forma de entender el universo y que es una energía enorme e infinita que quizás en algún momento del futuro sepamos aprovechar.

Referencias


Al menos catorce agujeros negros están relativamente cerca de la Tierra

1 visualización0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo
bottom of page