top of page

The silent sea: la nueva apuesta surcorena por el éxito en la ciencia ficción

The silent sea o Mar de la tranquilidad, es una serie surcoreana de ciencia ficción y suspense de Netflix, que generó muchas expectativas desde antes de su lanzamiento por ser la nueva apuesta de producciones surcoreanas, que reúne a varios de los actores de la exitosa serie El Juego del Calamar.

Esta serie es una adaptación de “The Sea of Tranquility”, cortometraje de 2014 escrito y dirigido por Choi Hang-yong, quien también ha tomado el papel de director para esta nueva adaptación.

No hay duda del éxito que están teniendo las series surcoreanas debido a sus tramas originales y la forma en la que trabajan sus historias, hasta convertirlas en tramas sorprendentes con personajes que conectan con el público. Pero si algo hay que destacar es que el género de ciencia ficción y viajes al espacio no había sido tan explorado.

Una de las razones es que este tipo de producciones no es tan demandada en comparación con otro tipo de temas como las de fantasía, históricas, acción o romance que son unos de los géneros que tienen más éxito entre la audiencia.

Pero también ha tenido que ver la falta de presupuesto de algunos directores para recrear escenarios de tecnologías futuristas. Aunque la ola de interés por estas series está logrando que podamos ver una mayor variedad en la exploración de historias.


Con esta serie, las producciones surcoreanas buscan apostar por una historia de supervivencia y misterio en el espacio, junto con Space Sweepers (2021). Además de que la industria de Corea del Sur tiene otras producciones con la temática de supervivencia humana como la recientemente estrenada Hellbound (2021) o la famosa Train To Busan (2016).

The silent sea y su futuro distópica

The silent sea nos presenta un futuro distópico en el que la Tierra está sufriendo un proceso de desertificación. Ante la escasez extrema de agua, un grupo especializado y encabezado por el capitán Han Yoon-jae (El Juego del Calmar y Train To Busan), tiene la misión de viajar a la Luna para recuperar una muestra en una instalación lunar.

Al equipo de viajeros espaciales le ha sido encomendado el claro objetivo de llegar a la base lunar Balhae, y obtener las muestras que generan muchas incógnitas. Sin embargo, lo que empezó como una misión más, empieza a complicarse cuando misteriosos secretos tras las muestras que deben recuperar, son investigados por la astrobióloga Song Ji-an.

Una combinación de misterio, suspense y ciencia ficción

La temática de la serie busca combinar elementos de ciencia ficción, misterio y suspense para mantener pegado al asiento a sus espectadores.

La desigualdad social, el futuro de la Tierra, y los factores misterio y suspenso en The silent sea tienen un gran peso en una historia, que busca captar la atención del público con la presentación de un universo bien construido.


Las primeras imágenes de este mundo muestran que la Tierra sufre de una sequía que sumido al mundo en hambruna y muerte. Es la presentación de un futuro distópico en el que el agua solo es accesible a las personas más ricas que puedan pagar por ella, mientras que el resto de la población perece.

Por esta razón, la doctora Song, junto con el líder Han, el capitán e ingeniero jefe Ryoo, y una preparada tripulación son reclutados por el gobierno de Corea del Sur en una misión secreta.

El equipo debe viajar a la base Balhae en la Luna, que cinco años atrás sufrió una fuga de radiación que mató a los investigadores del complejo, entre los que se encontraba la hermana de la doctora Song.

La tripulación se embarca en un viaje con limitada información. Solo conocen que deben recoger unas muestras de una sustancia desconocida. Pero en torno a esta misión, los misterios comienzan a crecer cuando la tripulación debe descubrir qué ocurrió realmente en la base. Y los hilos del misterio y el suspenso comienzan a ser tejidos en el momento en que los miembros de la nave entran en pánico debido a que los motores presentan fallas, y la comunicación con la Tierra resulta fallida.

La nave termina estrellándose contra la superficie lunar y es partir de ese momento que la doctora Song, quien había perdido la conciencia y la recupera, debe descubrir lo que ocurre junto a los demás miembros.

Un serie con altos y bajos

Quizá por ser una de las primeras apuestas en la ciencia ficción y misterios del espacio de las producciones surcoreanas, The Silent Sea cuenta con varios puntos bajos. Pero al mismo tiempo, tiene varios altos que hacen que sea una obra que muchos puedan disfrutar.


Uno de los aspectos que le restan un poco de maravilla a la obra son los momentos CGI, que se notan de inmediato, seguramente por la falta de presupuesto.

A pesar de su debilidad en ciertas escenas de CGI, la trama busca compensar sus fallos con todo el potencial de su premisa de misterio y suspenso.

Es una trama con ciertos elementos que caen en lo cliché, pero que se construyen con coherencia aunque algunas escenas pueden resultar un tanto inverosímiles a algunos espectadores.

A los largo de sus ocho episodios de casi cincuenta minutos, los secretos se van revelando en medio de un clima de tensión que se hace cada vez más asfixiante.

De esta manera, la serie intenta lograr el éxito al mantener el suspenso. Pero las decisiones de algunos personajes afectan a la historia, y hay momentos en los que es inevitable preguntarse por qué suceden ciertos giros de trama.

Pero más allá de esto, el ritmo de la historia es bueno y la tensión se mantiene durante toda la serie. Mientras que sus personajes llevan una exploración en sus emociones y personalidades, y gracias al elenco la calidad de la historia no se pierde por completo.

Esta mezcla de emociones causadas y elementos de la trama hacen que si bien The silent sea no sea una obra maestra en el género, sin lugar a dudas sí es una historia que los amantes del misterio y la ciencia ficción pueden disfrutar un fin de semana en el que desean ver algo nuevo.

2 visualizaciones0 comentarios
bottom of page